Tweet


Frases graciosas cortas

Los estudios sugieren que al reírnos podemos llegar a mover más de 400 músculos, de entre ellos algunos faciales, otros del pecho y algunos más del diafragma. Seguramente recordarás alguna vez que de tanto reír te ha dolido el estómago, incluso hay gente que afirma que reír mucho trabaja las abdominales, sea como sea, la risa es la mejor forma de encarar los pequeños retos de la vida.

Hay características que pueden ayudarnos a ganar amigos, ser una persona optimista, divertida y con sentido del humor, es un buen ejemplo. Es evidente que no todos tenemos la capacidad innata de saber contar chistes, de la misma manera que algunos nacen sabiendo recitar poesías de Gustavo Adolfo Bécquer con la naturalidad de un trovador u otros pueden aguantar la respiración bajo el agua más de un minuto, saber contar anécdotas divertidas y graciosas a los demás, es algo que se ha formado con la personalidad de la persona y que difícilmente puede cambiarse sin clases de interpretación.

Todos los seres humanos, desde que nacemos, estamos influenciados por una serie de inputs que vienen determinados por nuestro alrededor. Nuestro ambiente es el que acaba convirtiéndonos en las personas que somos ahora, seguramente aquellos que pueden decir frases graciosas cortas, son los que han tenido unos padres amantes de monólogos, películas de humor y similares. En definitiva, el humor se educa y es por ello que desde bien pequeños seamos ya la boceta de la persona que nos hemos convertido de adultos.

Aunque ser una persona graciosa sea algo complejo, lo que si podemos aprender es a entender el sentido del humor. Existen muchos tipos de humor: está el sentido de humor ácido, el sentido de humor negro, el sentido de humor cínico, el sentido del humor irónico, etc. No es necesario que nos sintamos cómodos en todos ellos, pero hacer un esfuerzo por entenderlos podría hacernos ganar un poco de popularidad dentro de nuestros círculos sociales. De hecho, a muy poca gente les gusta la gente que carece de sentido del humor, incapaces nunca de hacer una broma.

La típica broma de “quién ríe el último es que no entendió el chiste” suele ser bastante cierta. Si quieres sentirte incluido en los juegos de chistes y frases graciosas cortas, uno de los consejos más básicos es que te rías siempre, entiendas o no lo que te han contado. Aprenderte algunos chistes cortos o frases llenas de humor, también puede ser una buena manera de agradar a la gente con la que estás. Si tienes vergüenza porqué esto de los chistes no es lo tuyo, tranquilo, respira hondo e intenta, antes de todo, practicar un poco en casa. Ponte delante de un espejo y repite diversas veces la frase graciosa o el chiste que hayas querido practicar, si ves que te queda muy forzado intenta repetirlo pero con una sonrisa en los labios y las cejas alzadas, cambiar un poco la voz también puede ayudarte a cumplir el cometido.

Para empezar te proponemos las siguientes frases graciosas cortas repletas de humor, perfectas para conseguir la risa de aquél que te propongas. Hemos hecho una selección exclusiva, así que aprovéchala:

-El negocio mas expuesto a la quiebra es el de la cristalería.

-Dicen que cuando Piscis y Acuario se casan, el matrimonio naufraga.

-Algunos matrimonios acaban bien, otros duran toda la vida.

-Toda cuestión tiene dos puntos de vista: el equivocado y el nuestro.

-Todas las mujeres tienen algo hermoso… aunque sea una prima lejana.

-Se está muriendo gente que antes no se moría.

-El tiempo sin ti es ¨empo¨.

-Si un pájaro te dice que estás loco, debes estarlo pues los pájaros no hablan.

-No te tomes la vida en serio, al fin y al cabo no saldrás vivo de ella.

-Inteligencia militar es una contradicción.

-Si querés una mano que te ayude, la encontrarás al final de tu brazo.

-La Psiquiatría/psicología es el único negocio donde el cliente nunca tiene la razón.

-El paraíso fué paraíso porque Adán no tenía suegra.

-Era tan ansioso que se murió de joven para ir ganando tiempo.

-Era tan precavido que para garantizarse de no fallar se suicido dos veces.

-No se si cortarme las venas o dejármelas crecer.

-Los dos estamos muy enamorados: yo de él y él de otra.

-Sigue estudiando y serás una calavera sabia.

-Y dijo el capitan: “Abordar el barco”… y les quedo precioso.

-Tanto va el cántaro a la fuente, que al final sabe ir solo.

-No quiero trabajar como conductor de autobús, porque no me gustan las cosas pasajeras.

-Yo soy la clase de personas con las que mi padre no quiere que me junte.

-La suerte nos persigue, pero nosotros somos más rápidos.

-Al que madruga, Dios lo mira sorprendido.

-La vida es una enfermedad de transmisión sexual.

-Vive a costa de tus padres hasta que tus hijos te mantengan.

-Los chicos son como las fotografías, solo se revelan en la oscuridad.

-El amor es el único deporte que no se suspende por falta de luz.

-Me revienta que hablen cuando interrumpo.

-Si la belleza fuera pecado yo no tendría perdón de Dios.

-Soy virgen, lo juro por mis hijos.

-El fabricante de ventiladores vive del aire.

-El diabético no puede ir de luna de miel.

-Por que temblará la gelatina? Será que sabe lo que le espera?

-Después de los 60, todos pertenecen al sexo débil.

-Si la montaña no viene a ti, vete a la costa.

-Los amigos van y vienen y los enemigos se acumulan.

-He oído hablar tan bien de ti, que creía que estabas muerto.

-Cuando todo sube, lo único que baja es la ropa interior.

-La vida es como un moco: intragable, dura y a veces no te deja respirar



© Copyright Frases Graciosas y Chistosas - Gracias a Wordpress - El diseño es una adaptación del original de Speckyboy.